El lanzador venezolano Pablo López perdió este sábado su caso de arbitraje salarial con los Marlins de Miami, sellando su salario en 2.45 millones de dólares para la temporada 2022 de la MLB.

López, quien está teniendo un inicio de temporada tremendo con los peces, estaba pidiendo 3 millones de dólares para la campaña en curso, recibiendo una oferta de 2.45 millones de dólares por parte de Miami.

El derecho ya ha hecho 8 aperturas en lo que va de zafra de 2022, exhibiendo 1.57 de efectividad, 0.91 de WHIP, 48 ponches y 11 boletos en 46 innings de trabajo. Los Marlins son cuartos en la División Este de la Liga Nacional con marca de 17-21, pero López ha sido de lo mejor del equipo en las primeras de cambio.

En la temporada pasada, López estuvo limitado a 20 aperturas por molestias en el hombro, por lo que su regreso estelar en 2022 es verdaderamente loable.

El derecho aún tiene dos años más de arbitraje salarial antes de probar el mercado de agentes libres en 2025. De seguir con el ritmo que lleva, seguramente los Marlins se lo pensarán dos veces antes de volver a acudir ante un juez para dirimir su salario, quizás elevando su sueldo para el 2023.