Kevin Durant se refirió al juego que este martes sostendrán los Brooklyn Nets contra los Golden State Warriors afirmando que solo es un partido más y no tiene ninguna especial importancia.

“Es un juego de ronda regular”, señaló el alero del equipo de la Conferencia Este de la NBA. “Obviamente queremos ganarlo frente a nuestros seguidores, pero no nos vamos a presionar y decir que es una final”.

Durant, quien es el líder anotador de los Nets con casi 30 puntos por juego en esta campaña, le puso paños fríos al enfrentamiento contra su exequipo en la liga.

Los Warriors tienen una gran arrancada y son uno de los contendientes más sólidos en la Conferencia Oeste.